“Catholic Worldview Fellowship”: Un apostolado para universitarios

Catholic Worldview Fellowship es un apostolado del Regnum Christi promovido por el territorio de Norteamérica y llevado a cabo en Alemania y Roma. Su misión es formar, conectar y potenciar a universitarios para que, con sus talentos, evangelicen la cultura.

En concreto, consiste en un curso que se realiza a lo largo de tres semanas en el castillo de Schloss Wissen, Alemania, y una semana en Roma, Italia. El mes abarca un curso académico acreditado por 6 ECTS, seminarios y coaching de liderazgo, visitas y field work culturales, formación y vida espiritual. El primer curso se ofreció en verano de 2017, y actualmente están abiertas las inscripciones para el Fellowship que se llevará a cabo del 6 de julio al 2 de agosto de 2018.

Ofrecemos a continuación una entrevista al P. Ryan Richardson, LC, y el H. Gabriel Wendt, LC, que han desarrollado el apostolado y lo dirigen junto con la psicóloga Christina McShane, y con la ayuda de un equipo, entre quienes se encuentran los padres John Bartunek y Michael Baggot, legionarios de Cristo, y las consagradas Becci Sheptock, Mónica Treviño y Mary Schwarz.

Padre Ryan, usted tuvo la idea de fundar Catholic Worldview Fellowship. ¿Nos podría contar un poco cómo y cuándo surgió la idea de este apostolado?

"Catholic Woldview Fellowship": Un apostolado para universitariosOriginalmente, nuestro proyecto fue relanzar el apostolado COMPASS – Prince of Liechtenstein Catholic Leaders Fellowship, que se realizó entre el 2000 y el 2006, y que consistía en establecer grupos de estudiantes en múltiples universidades de los Estados Unidos para ofrecerles formación espiritual y apostólica. El núcleo de ese Fellowship era un curso estivo en Austria y Roma. Personalmente, pude participar en ese curso en 2001 como estudiante, y, en años sucesivos como colaborador. De hecho, fue a través del Fellowship como conocí a la Legión y al Movimiento. Al igual que los demás participantes (alrededor de 200 a lo largo de los años), regresé muy enriquecido por esa experiencia en Europa, pues me fortaleció en mi identidad y misión como católico.

Desafortunadamente, aquel Fellowship no continuó. Debido a mi experiencia personal, siempre tuve el sueño de relanzarlo para las nuevas generación. Así que, durante los últimos años de mi formación inicial en Roma, comencé a trabajar en una nueva versión del apostolado junto con el hermano Gabriel Wendt. Después de un prolongado análisis, en el cual evaluamos los frutos de COMPASS y nos confrontamos con las necesidades actuales de los universitarios, dimos el paso para fundar Catholic Worldview Fellowship, enfocados en esa ocasión únicamente en el curso estivo. A la luz de la renovación del Regnum Christi, hemos tratado de integrar nuevos elementos espirituales, pedagógicos y académicos en el proyecto. En definitiva, podemos constatar cómo el Espíritu Santo nos acompañó y habló por medio de muchísimas personas a quienes pedíamos su opinión para que esta misión realmente correspondiera a las necesidades de los jóvenes de hoy, de la Iglesia y del Movimiento. Actualmente hay todo un equipo de legionarios, consagradas y laicos que dirigen el apostolado o colaboran con nosotros.

Hermano Gabriel, usted se dedicó a desarrollar el curriculum formativo y dirige el curso estivo. ¿Cuál es el proyecto formativo y qué resonancia tiene el apostolado con la invitación del Papa Francisco a favorecer la cultura del encuentro?

"Catholic Woldview Fellowship": Un apostolado para universitariosEn la reciente Constitución Apostólica sobre las universidades y facultades eclesiásticas, el Papa Francisco dice que «la tarea urgente en nuestro tiempo consiste en que todo el Pueblo de Dios se prepare a emprender con espíritu nuevo una nueva etapa de evangelización». En el ámbito académico, este espíritu implica, dice el Papa, comprender los estudios como «una especie de laboratorio cultural providencial, en el que la Iglesia se ejercita en la interpretación de la performance de la realidad que brota del acontecimiento de Jesucristo y que se alimenta de los dones de Sabiduría y de Ciencia» (Veritatis Gaudium, 3). En un curso estivo no podemos ofrecer una formación técnica prolongada; pero podemos ser una especie de «laboratorio cultural» que opera bajo la luz de la sabiduría católica.

¿Cuál es el proyecto formativo que perseguimos en ese laboratorio cultural nuestro? Fiel a nuestra misión de formar apóstoles, al estudiante, más que ofrecerle respuestas, le decimos: «El proyecto eres tú». Para que un aprendizaje realmente afecte la vida, lo que contemplas debe tocar tu existencia. Por ello, optamos por un curriculum que favorezca lo que llamamos «experiencia transformadora». Es decir, en vez de explicarles a los participantes el contenido de nuestra fe, tratamos de ver su realidad a la luz de la misma. Un primer paso de fe es, evidentemente, creer en lo que la Iglesia enseña; pero luego se debe descubrir qué significa eso para la propia vida. Esto último constituye el desafío para muchos estudiantes durante sus carreras universitarias, en las cuales se confrontan con tantas cosas que son difíciles de compaginar con la fe, hasta que no se hayan tomado el tiempo de reflexionar y profundizar.

¿Y se traduce eso en un curriculum concreto?

"Catholic Woldview Fellowship": Un apostolado para universitariosH. Gabriel: Durante el Fellowship queremos contemplar la realidad desde el punto de vista de la fe: la historia, la cultura, los problemas, la propia existencia. Eso es lo que expresa el concepto de Catholic Worldview, o sea, la visión-del-mundo católica. Tratamos de potenciar a los participantes como personas, despertar en ellos las preguntas existenciales y facilitar respuestas profundas y creativas. Queremos que el Espíritu Santo pueda despertar eso en sus almas y que transforme al joven en un apóstol, un líder cristiano. Esa actitud genera lo que podemos llamar propiamente un «Fellowship católico», es decir, una comunidad que emprende un camino de búsqueda. La pregunta que puede expresar esa búsqueda es: ¿cuál es el papel del líder católico en nuestra cultura cambiante?

Ofrecemos cuatro módulos que, entretejidos entre ellos, ofrecen herramientas, competencias y experiencias para ese camino: un curso académico de 6 créditos que toca elementos fundamentales de historia, filosofía, teología, psicología y ética; talleres y coaching de liderazgo impartidos por entrenadores profesionales; visitas y field work culturales en ciudades europeas emblemáticas para la cultura occidental; y una intensa vida litúrgica y espiritual que permita al joven habituarse a contemplar todas las realidades del mundo con los ojos de Cristo.

El apostolado es dirigido por algunos legionarios y consagradas del Movimiento. ¿Cómo se inserta este apostolado en la misión evangelizadora del Regnum Christi?

P. Ryan: La misión del Regnum Christi es formar apóstoles al servicio de la Iglesia. El Catholic Worldview Fellowship aplica esta misión al trabajo con los estudiantes universitarios. Por medio del programa, el Regnum Christi pone al servicio de la Iglesia lo que está llamado a hacer: formar apóstoles. De esa manera, la formación que se lleva a cabo durante el verano, aunque luego deberá continuarse en la vida de los participantes, constituye ya en sí el fin del apostolado, siempre y cuando cumplamos lo que nos proponemos: que los participantes vuelvan a sus vidas con una acrecentada conciencia de su misión en la sociedad. En muchísimos casos, dicha conciencia les motiva a buscar acompañamiento y formación también después del verano.

Recientemente estuvieron presentes en una conferencia de FOCUS en Chicago. ¿Nos podrían contar de esta experiencia y qué otras experiencias de este tipo piensan tener en el futuro?

"Catholic Woldview Fellowship": Un apostolado para universitariosP. Ryan: FOCUS es una organización impresionante. En cuanto Fellowship of Catholic University Students, tiene la misión de formar a jóvenes para ser evangelizadores de la fe. Su presencia en muchísimas universidades de los Estados Unidos (y ya también en algunas europeas), le proporciona una red de personas incomparable. En cierto sentido, ellos hacen lo que soñábamos hacer con COMPASS. Hoy día, gracias a FOCUS, los estudiantes católicos tienen la oportunidad de vivir su fe en el ambiente desafiante de la universidad. En vez de reinventar la rueda con nuestro Fellowship, colaboramos con FOCUS y ofrecemos lo que puede complementar lo que ellos hacen. Así que, en el reciente Students Leadership Summit en Chicago, pudimos promover el Catholic Worldview Fellowship entre los 8000 participantes y presentarlo frente a unos 300 capellanes y responsables universitarios.

H. Gabriel: En nuestra experiencia es bueno enfocarse en lo que uno sabe hacer bien y, para lo demás, buscar colaborar con otras personas o instituciones para hacer sinergias. Por ello, continuamente trabajamos en desarrollar asociaciones con otras instituciones. Por ejemplo, colaboramos con la consultoría de empresas Firm Foundations de Washington, D.C., cuyos coaches imparten los cursos de formación de liderazgo durante el verano, el Ateneo Pontificio Regina Apostolorum respalda la parte académica, Notre Dame University nos hospeda durante la semana en Roma en su Villa, ACTON INSTITUTE organiza una tarde de formación para temas de economía, etc.

¿Quiénes pueden participar? ¿Es un apostolado abierto a todos los universitarios?

P. Ryan: Puede participar cualquier universitario que haya completado al menos un año de estudios universitarios. Actualmente, la mayor parte de nuestra promoción se realiza en los Estados Unidos. Sin embargo, nos gustaría que asistieran estudiantes de todo el mundo. Por medio de las mismas inscripciones, y de una sucesiva entrevista, evaluamos, sobre todo, el talento del joven y sus disposiciones. Por «talento» entendemos lo que Jesús enseña en su famosa parábola (cf. Mt 25,14-30). Es decir, no se trata únicamente de las cualidades intelectuales o de las notas en la respectiva carrera, sino de todos aquellos elementos que la persona está llamada a hacer fructificar. En cuanto a las disposiciones, buscamos que el grupo de participantes esté compuesto por personas que, a pesar de su gran diversidad, estén unidas por el deseo de formarse sinceramente y de poner sus talentos al servicio de la evangelización como líderes católicos.

H. Gabriel, en su experiencia, ¿cómo ve que este apostolado esté ayudando a los jóvenes?

"Catholic Woldview Fellowship": Un apostolado para universitariosSinceramente, debo decir que los resultados de nuestro curso del verano pasado me dejaron sorprendido. Creo que hablo por todo el equipo al decir que hemos sido testigos de la acción del Espíritu Santo en los corazones de los estudiantes y, por cierto, también de quienes los hemos acompañado. Evidentemente, esperamos que nuestros esfuerzos den buen fruto y que los estudiantes regresen enriquecidos. Pero los verdaderos frutos los ha dado Dios. Hasta el día de hoy nos llegan notas de participantes que dan testimonio de una vida transformada. Dicen que han aprendido a dialogar o a proyectarse desde su fe católica. Es evidente que eso sólo puede realizarse y mantenerse desde una profunda experiencia y, podríamos decir, conversión interior.

Para algunos, la experiencia consistía en acercarse de nuevo a la fe. Me acuerdo de un estudiante que, al llegar, decía que en cuanto a la fe, en una escala de uno a diez, consideraba que se encontraba en un «uno»; hoy dice que ora todos los días. Otros se sentaban en las clases en la primera fila, prontos a dar respuestas doctrinales a cualquier problema en cuestión de pocos segundos. Al final habían descubierto la fuerza del diálogo y la necesidad de fundamentar las proposiciones en la sabiduría.

Probablemente, el carácter del programa puede ayudar, sobre todo, a quienes ya han recibido una formación básica en la fe. Al hacer las primeras experiencias de contacto con un mundo desfavorable al Evangelio, puede que se despierte la sed de una profundización en la formación. Pienso, por ejemplo, en jóvenes que hayan sido colaboradores y, por ello, conocen los retos teóricos y prácticos de la misión. Una participante expresaba lo siguiente: «Catholic Worldview Fellowship cultivó una parte en mi relación con Cristo no tan presente en mi año de colaboradora: mi capacidad intelectual y analítica. Ser colaboradora me enseñó un liderazgo en forma de servicio y una fuerza de voluntad en la vida espiritual; pero el Fellowship me introdujo a nuevos campos […] y el staff me acompañó a profundizar en temáticas específicas, en conversaciones y en la valiente y confiada búsqueda de la verdad».

¿Qué dificultades o retos han experimentado durante el desarrollo del programa?

"Catholic Woldview Fellowship": Un apostolado para universitariosP. Ryan: Durante muchos años tenía la inquietud de llevar adelante un proyecto como este. Me he dado cuenta de que ¡es mucho trabajo!, pues algo así solamente tiene razón de ser mientras, dentro del marco de lo posible, ofrezca excelencia. El principal desafío ha sido tomarse el tiempo para desarrollar este apostolado junto con las demás responsabilidades que uno tiene, al inicio durante la formación y ahora en el apostolado. Hoy volvemos la mirada atrás hacia las innumerables horas de trabajo, centenares de entrevistas con personas e instituciones, y largas conversaciones entre el hermano Gabriel y un servidor acerca de la visión, misión y metodología de este proyecto.

Al mismo tiempo, este apostolado no es obra de una o dos personas. El Espíritu Santo nos ha bendecido con un excelente equipo y con un buen nivel de comunicación y confianza. No siempre estamos de acuerdo a la primera, pero hemos aprendido a reconocer el potencial enorme que hay dentro de un equipo que se complementa con distintos talentos, con un espíritu de caridad y con el aprecio por las ideas de los demás.

Si alguien conoce a universitarios que podrían estar interesados, ¿qué hay que hacer para inscribirse?

H. Gabriel: Creo que todos conocemos a dos o tres universitarios que podrían estar interesados en el proyecto de Catholic Worldview Fellowship. Hay quienes tienen preguntas sobre la fe y el mundo; hay quienes sienten el deseo de poner sus talentos al servicio de la evangelización, pero no saben cómo; hay quienes simplemente necesitan un tiempo de calidad para sumergirse en un ambiente de reflexión, diálogo y oración sobre el carácter del auténtico liderazgo católico. Así que, invitamos a todos a compartir nuestra página web con aquellos amigos, familiares o conocidos, o a compartir nuestro material en Facebook e Instagram. La fecha límite para las inscripciones es el 1 de marzo de 2018. Para obtener más información, pueden enviarnos una nota a info@catholicworldview.com.