Búsqueda      Idioma 
     

No dejes que los resentimientos ensucien tu corazón (Artículo)
Misericordia, más que sacrificios.
2014-10-06 (Artículo)
P. Manuel Álvarez Vorrath, LC, nuevo director territorial en el territorio de Italia (Artículo)
Persigue tus sueños, no dejes de luchar (Artículo)
Brigada Internacional África 2014 (Artículo)

El mejor día de mi vida
EL SALVADOR | ARTÍCULOS DE OPINIÓN
«La belleza de la vida no cambia, ella sigue en pie y tengo que aprender a descubrirla siempre, con optimismo, confianza y alegría».

Hermoso paisaje
"Hoy voy a celebrar la increíble vida que he tenido llena de bendiciones, y también con muchas adversidades, que me han servido para hacerme cada día más fuerte".

Por el P. Dennis Doren, L.C.

Si pudiésemos cada mañana levantarnos con la mirada llena de paz y alegría, esperando este nuevo día con la gran esperanza de sabernos que en medio de las situaciones que nos tocará vivir, las oportunidades para enriquecernos, ser felices y hacer felices a los demás, serán muchas.  La vida es un gran don que no podemos desperdiciar, un momento lleno de luz y de hermosura, lleno de vivos colores que tenemos que saber descubrir, independientemente de esos posibles golpes que podemos recibir. La belleza de la vida no cambia, ella sigue en pie y tengo que aprender a descubrirla siempre, con optimismo, confianza y alegría. No pases de alto esta oportunidad de disfrutar cada instante, siendo positivo, viendo lo bueno y llenando tu corazón de buenos sentimientos y propósitos. No esperes para mañana, comienza desde hoy.

Hoy, cuando me levanté, repentinamente me di cuenta que este es ¡el mejor día de mi vida! Ha habido ocasiones en que me he preguntado si podré hacer algo de provecho el día de hoy... y lo he hecho. Creo que esto es más que suficiente para celebrar.

Hoy voy a celebrar la increíble vida que he tenido llena de bendiciones, y también con muchas adversidades, que me han servido para hacerme cada día más fuerte.

Yo voy a vivir este día con la frente bien en alto y un corazón feliz. Me sorprenderé de los "simples" regalos que Dios me ha dado: una mañana tranquila, el sol, las nubes, los árboles, las flores, los pájaros. Hoy ninguna de estas minúsculas creaciones va a escapar de mi vista.

Hoy:
 - Compartiré mi emoción por la vida con los demás. Voy a hacer sonreír a alguien.
 - Voy a realizar un inesperado acto de bondad con alguien aunque no lo conozca.
 - Daré apoyo a alguien que se sienta solo, deprimido o lastimado.
 - Le diré a los niños cuan especiales son; y a ese alguien, que estoy al tanto de él y le haré saber lo mucho que significa para mí.
 - Dejaré de preocuparme por lo que no tengo y empezaré a ser agradecido con Dios por todas las cosas maravillosas que me ha dado.
 - Tendré presente que la preocupación es solo una pérdida de tiempo, porque mi fe en Dios y su Plan de divinidad, me asegura que en un futuro todo estará bien.
 - Antes de ir a dormir observaré la noche y elevaré mis ojos al cielo para admirar la belleza de las estrellas, de la luna y elevaré una oración a Dios por esos magníficos tesoros.

Cuando el día finalice y ponga mi cabeza en la almohada, agradeceré al Todopoderoso por el mejor día de mi vida y dormiré el sueño de un niño feliz, emocionado por la esperanza de saber que mañana será ¡el mejor día de mi vida!

Cada día es un reto que la vida me da para ser feliz, para llenar mi corazón de ilusión y de grandes retos, de hacer el bien y de trasmitirlo. El ayer ya pasó, el mañana es incierto, pero el hoy es tiempo para ser feliz y hacer el bien. "Amanecer amando, vivir amando y terminar cada noche con las manos llenas de satisfacciones, porque no he dejado de amar".


FECHA DE PUBLICACIÓN: 2013-01-21


 

 


 



Síguenos en :   
Auspiciada por la congregación de los Legionarios de Cristo y el Movimiento Regnum Christi , Copyright 2014 , Legión de Cristo. Todos los derechos reservados.

¿Deseas agregarEl mejor día de mi vida a tus favoritos?
  -    No