Búsqueda      Idioma 
     

Detenernos con María ante las cruces del hombre de hoy (Artículo)
Hay mucha generosidad y eso no se puede olvidar (Artículo)
Confiar cuando Cristo llama.
2014-09-04 (Artículo)
«Juventud de Asia, ¡despierta!» (Artículo)
Suelta tu carga (Artículo)

Descubriendo a Dios en el trabajo
| APOSTOLADO | TESTIMONIOS
Nos quedamos durante cuatro días en una hacienda de más de 100 años conviviendo con 25 familias misioneras y visitando las casas que nos asignaron.

The Luecke Family
La familia Luecke
Un resumen de nuestra experiencia en misiones.

Mi familia y yo vivimos nuestras primeras misiones con muchos miembros del Movimiento Regnum Christi y tres sacerdotes legionarios de Cristo en Saltillo, México. Nosotros somos americanos de Iowa y estábamos viviendo en México por 2 años y medio por razones de trabajo de mi esposo. Las Megamisiones fueron una experiencia que no se puede describir con palabras, pero trataré...

El pueblo en que nos tocó misionar se llamaba Faustro, un grupo pequeño de unas 40 casas en el desierto al Norte de México.

Mi camino a Faustro comenzó un año antes cuando, por gracia Dios, pudimos superar un horrible accidente aquí en Saltillo. Después Dios permitió que conociéramos a un sacerdote legionario, el Padre Barry O´Toole. Él era un sacerdote americano que trabajaba en el colegio de mi hija, y se ofreció a confesarnos en inglés. Después de escuchar la Misa en español durante un año y luchar por entender, estaba muy emocionada por poder confesarme con un sacerdote que hablara inglés. Teníamos poco más de un año viviendo en México y seguíamos teniendo dificultades con el idioma. El Padre Barry nos introdujo al Regnum Christi y a su página de Internet, que visito diario. El encuentro con él nos ha transformado de muchas maneras.

Cuando comencé a interesarme en que mi familia participara en la Megamisión del 2002, Dios puso a otros "ángeles" en mi camino, otro sacerdote legionario y dos familias del Regnum Christi que habían asistido por varios años y que se comprometieron a "cuidar de nosotros". Ellos me convencieron de que estaba bien, aunque no habláramos muy bien el español. Seríamos los primeros americanos que participaríamos en las Megamisiones aquí, y nos daba un poco de miedo.

Una vez que tomamos la decisión, al ver claro que era lo que Dios quería, comencé a rezar diariamente le rosario, pidiéndole a María que nos ayudara a dar algo que enriqueciera a la gente que visitaríamos y mi oración fue escuchada. Por cuatro días nos quedamos en una hacienda antigua, con 25 familias y visitamos las casas en Faustro. Vivimos con todas estas familias la Semana Santa tan cerca de Dios que de no haber ido, no habría sido así.

Nos dieron la bienvenida a sus casas y participaron en las actividades preparadas para ellos, tuvieron la oportunidad de confesarse, ir a misa, participar en el Vía crucis, recibir clases de formación, por nombrar solo algunas actividades.

Nos sentíamos muy privilegiados al poder estar con familias maravillosas que daban su tiempo a Dios, compartiendo sus talentos con los pobres de ese pueblo. Nos conmovió la pobreza en la que esta gente vivía, pero sobre todo su gran amor hacia la Iglesia y hacia Dios. Mi familia, mi esposo mis hijas de 10 y 8 años y yo, nunca podremos describir cómo esta experiencia nos tocó y cómo hemos encontrado a Dios en el trabajo, pero créanme lo diré a cualquiera que me escuche, en verdad siento que esto es lo menos que podemos hacer por todo lo que Dios nos ha dado como familia.

Regresamos a Iowa ese verano con la firme intención de invitar a otros a que conozcan el Movimiento Regnum Christi y Familia Misionera.


FECHA DE PUBLICACIÓN: 2003-05-20


Juventud y Familia Misionera - Link
 

 


Enlaces relacionados

Red Misión
Familia Unida
CIFFA
Instituto Juan Pablo II para la familia
Virgen Peregrina de la Familia

 



Síguenos en :   
Auspiciada por la congregación de los Legionarios de Cristo y el Movimiento Regnum Christi , Copyright 2014 , Legión de Cristo. Todos los derechos reservados.

¿Deseas agregarDescubriendo a Dios en el trabajo a tus favoritos?
  -    No